Webber y Alonso reciben una reprimenda, con la que Mark pierde 10 puestos para Corea

Alonso Webber SingapurMark Webber y Fernando Alonso han recibido una reprimenda por parte de los comisarios del GP de Singapur por el ‘paseo’ que el español y el australiano han protagonizado en la conclusión de la carrera en Marina Bay.

En el caso de Webber, la advertencia es la tercera de la temporada, por lo que recibe una penalización de diez posiciones en la parrilla del próximo GP de Corea. Por su parte, es la primera reprimenda para Alonso y se libra de una sanción.

La primera reprimenda para Webber llegó en el GP de Bahréin cuando los comisarios en Sakhir consideraron inoportuno el accidente del australiano con Nico Rosberg. La segunda advertencia le llegó en Canadá por no prestar atención a las banderas amarillas en pista.

Los comisarios de Singapur han considerado que: “Webber ha entrado en la pista sin el permiso de los comisarios entre el inicio de la vuelta de honor y el momento en que el último monoplaza llegaba al parque cerrado. En cuando a Alonso, ha pilotado el monoplaza de una forma que podía ser considerada potencialmente peligrosa para los otros pilotos o cualquier otra persona. En este caso, dos monoplazas han tenido que tomar una acción evasiva como resultado“.

Christian Horner, jefe de Red Bull, ha lamentado la sanción: “Creo que debería haber sido una multa. Una de las imágenes más icónicas de la F1 que puedo recordar son de Nigel Mansell llevando a Ayrton Senna”.

“Tal vez, en este caso, hablar con los conductores habría bastado. Esta sanción nos pone a la defensiva para Corea, pero es lo que es y que sin duda no se puede cambiar”.